Suelos de madera

Los suelos en madera han acompañado a la humanidad desde sus inicios, pero este elemento se muestra actualmente como un sistema de innovación para la decoración de pisos, interiores de casas,  oficinas, lugares de negocios y por  supuesto en exteriores.

Madera como elemento excepcional

Por el diseño y la decoración que proporciona es considerado un material de características inigualables, además que la naturaleza lo ofrece en distintas formas, colores y tonos. Por eso la inigualable belleza en los suelos de madera, añaden clase y distinción al ambiente. Este material se hace preciso para lograr ese estilo minimalista que tanto gusta, donde: los suelos de madera, los ambientes monocromáticos, la simplicidad, el equilibrio y la pureza se mezclan armónicamente, creando el mejor de los espacios.

Tipos de suelos de madera

Dentro de los tipos de suelos de madera tenemos:

  • El parquet: es una envoltura o recubrimiento de interior hecho por listones delgados que se presentan de diferentes formas, su instalación es mediante clavado, flotantes o insertadas a la base.
  • Parquet macizo, machihembrado o tarima: Elaborado por listones de madera macizos que se acoplan entre sí.
  • Mosaico taraceado: Elaborado por tablas de pequeño tamaño, tomando en cuenta o respetando las longitudes para su perfecta colocación, esta se elabora en taller sobre una malla plástica.

Lamparquet: Es igual que el taraceado, pero sus longitudes son mucho más grandes, cubren mayores tamaños para el diseño de las figuras en los suelos de madera.

Parquet industrial: Son trozos de madera que quedan de otros procesos de fabricación, estos se usan debido a su resistencia al uso, y su instalación en forma de canto, son implementados en centros comerciales o establecimientos donde el suelo de madera está expuesto a muchos agentes externos abrasivos.